Cursillos de verano para hombres

Los cursos intensivos, de una semana de duración cada uno, se impartirán durante los meses de verano. Esta es la lista de cursos impartidos este año:


Combatir la idiotez.

Por que no es malo regalar flores (con gráficos).

Tú también puedes ser copiloto.

Tú también puedes planchar.

Preserva la belleza de tus tobillos: córtate las uñas.

Ventajas de contratar a un técnico para arreglar aparatos: tú y la electrocución.

Como se llena una cubitera, paso a paso (con diapositivas).

Ser padres hoy: una tarea que no termina después del coito.

Supervivencia I: como freír un huevo.

Supervivencia II: como limpiar el cuarto de baño.

Formas de evitar el ridículo al persistir en el error: los riesgos de apostar con tu esposa.

Asunción de la propia incompetencia.

Tú: el sexo débil.

Motivos para colocar un rollo de papel higiénico nuevo cuando se acaba (con fotografías).

Técnicas para mantenerse despierto después del coito.

Técnicas para relajarte y dormir aunque tengas ganas..., es cuestión de intentarlo.

El dilema matinal: (¿esta levantada? Pues date una ducha fría.)

Como bajar la tapa del retrete, paso a paso.

El mando a distancia de la tele: como superar tu dependencia.

Trucos y sugerencias para no intentar parecer más joven que tus hijos.

Una meta alcanzable: reducir la ingesta de cerveza.

Porque no es necesario agitar las sabanas después de tirarse un pedo.

Los hombres de verdad también preguntan a los transeúntes si se pierden.

Tu ropa I y II: cómo doblarla y cómo meterla en el armario.

Tu ropa III: cómo meterla en la cesta de la ropa sucia.

La lavadora: esa gran desconocida.

La silla y su función como percha de calzoncillos usados: exposición e inconvenientes.

Como mear todo por dentro (con prácticas de grupo).

Precipitaciones accidentales: esos pelillos de la barba y esas uñas recortadas en la pileta.

Ejercita tus brazos: el vaciado de los ceniceros.

Rehabilitación locomotriz: girar un estropajo jabonoso por el exterior de una olla sucia.

La bañera peluda: qué hacer después de ducharse.

Molestias nocturnas e insomnio: por qué es conveniente no comer galletas en la cama.


Haga sus reserva ahora mismo, pues la demanda es grande.

El aforo estará limitado a 10 alumnos por clase dada la dificultad de las materias impartidas.



Página creada el 17 de Mayo de 1996 - Última revisión martes 27 de septiembre de 2005
© 2003,  Pedro Amador López